Concepto

La tecnología inverter a la hora de calefactar y enfriar la vivienda nos servirá para regular el voltaje, frecuencia y la corriente. De esta forma permitiremos consumir únicamente la energía necesaria. Por ello, las oscilaciones de temperatura serán de +1/-1 grados.

Menos ruido y consumo

El sistema inverter nos ayudará a que el compresor pueda trabajar por encima de su potencia, por lo que conseguiremos climatizar la vivienda en menos tiempo y eso afectará a la reducción del ruido haciéndolo casi silencioso y del consumo.

Potencia eficiente

La velocidad del compresor se adaptará a la temperatura de la habitación, logrando una regulación eficiente y sin ciclos de encendido/apagado, reduciendo la potencia y por ello el gasto energético, económico y medioambiental.

2 x 1

Gracias a la tecnología inverter 2×1 podremos disfrutar de dos zonas frías o calientes de nuestra vivienda sólo con un compresor exterior. Esto nos permitirá un ahorro de espacio exterior, así como un ahorro económico por la no instalación del segundo compresor.